Go to Top
  • No hay productos en el carrito.

La AEPD limita la identificación biométrica para uso como registro laboral

La identificación por huella digital o reconocimiento facial, se prohíbe para la mayoría de empresas

La Agencia Española de Protección de Datos (AEPD) ha lanzado la nueva versión de la Guía sobre tratamientos de control de presencia mediante sistemas biométricos. Esta guía establece criterios cruciales para el tratamiento de datos biométricos, como el reconocimiento facial o la huella dactilar, de acuerdo con el Reglamento General de Protección de Datos (RGPD).

Un cambio significativo que incorpora la guía es el criterio respecto a la identificación y autenticación. Anteriormente, la AEPD sostenía que la autenticación no implicaba el tratamiento de categorías especiales de datos. Sin embargo, ahora, alineándose con el Comité Europeo de Protección de Datos, la AEPD considera que tanto la identificación como la autenticación conllevan el tratamiento de datos especialmente protegidos, un hecho que lo cambia todo ya que el RGPD prohíbe generalmente el tratamiento de dichos datos.

La guía detalla las bases de legitimación aplicables para el tratamiento de datos biométricos, señalando que solo podrían aplicarse normativas legales específicas o el consentimiento explícito del interesado. La AEPD sugiere que el consentimiento podría ser una opción viable, pero enfatiza que debe ser libre y ofrecer una alternativa para cumplir con la obligación pero lo excluye para el personal laboral, citando la falta de autorización suficientemente específica en la legislación vigente

Por lo tanto la AEPD, en consonancia con su nuevo criterio, no prohíbe explícitamente el uso de controles biométricos, pero hace más difícil su implementación.

Se recomienda a las empresas que revisen y ajusten sus sistemas de control biométrico de acuerdo con estos nuevos estándares, teniendo en cuenta los análisis de riesgos y evaluaciones recomendadas por la AEPD.

,