Go to Top
  • No hay productos en el carrito.

La DGT incrementará la vigilancia sobre el transporte profesional en su nuevo plan para reducir la siniestralidad

La Dirección General de Tráfico (DGT) ha presentado un nuevo plan para reducir la siniestralidad vial, que ha aumentado un 16 % en el primer trimestre del año. Este plan incluye ocho medidas concretas, destacando el aumento de la vigilancia sobre el transporte profesional.

Nuevos puntos de control y 150 nuevos agentes

Entre las medidas más importantes se encuentra la instalación de 95 nuevos puntos fijos de control de velocidad, de los cuales el 60 % serán de tramo, y la incorporación de 150 nuevos agentes a la Agrupación de Tráfico para finales de año. Además, se incrementará la vigilancia en autopistas y autovías, especialmente en comunidades como Andalucía y Comunidad Valenciana, donde se ha registrado un mayor incremento de fallecidos.

Aumento de controles de alcohol y drogas

Otra medida relevante es el aumento de controles de alcohol y drogas, con 400.000 controles preventivos de alcoholemia adicionales para alcanzar los 6 millones, y 20.000 controles de drogas más, totalizando 120.000 para diciembre de 2024. También se reforzará la seguridad de los motoristas mediante campañas de control y prevención, y el uso de motos camufladas.

Vigilancia intensificada sobre el transporte profesional

La DGT intensificará la vigilancia sobre el transporte profesional, con especial énfasis en los días laborables, y aumentará los controles de alcohol y drogas a conductores profesionales. Asimismo, cada comunidad autónoma aplicará acciones específicas para mejorar la seguridad vial, en colaboración con la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil y los titulares de las vías.

Campañas de información y concienciación

Finalmente, se implementarán acciones de información y concienciación para fomentar una cultura preventiva, utilizando medios de comunicación y paneles de mensajería variable para difundir mensajes de seguridad vial adaptados a las características de cada vía y su siniestralidad.

Este plan de choque subraya el compromiso de la DGT con la reducción de accidentes y la mejora de la seguridad en las carreteras españolas.